JAVIER MUÑIZ:» TENEMOS QUE DEJAR QUE LA POESÍA BAILE DESNUDA SOBRE LAS CALLES QUE PISAMOS A DIARIO».

Por: Isabel Rezmo

La poesía tiene su lado de emotividad, pasión y reivindicación. Nos ayuda a estar frente al mundo y sus variables. A trasladar las emociones y ubicarlas en un papel, a posicionarnos también en un momento bajo unas premisas, que se convierten en nuestros principios. En ese sentido nuestra revista siempre acapara personas, autores que sean capaces de decirnos algo nuevo, algo por lo que merezca la pena.

Es el caso de Javier Muñiz que en las redes sociales lo encontramos como Jueves Verso.

Javier Muñiz, es asturiano, el mismo se considera un cabezota, de profunda alma machadiana, coleccionista de fracasos, desequilibrista del verso en todos sus equilibrios. Es un autor cuya trayectoria se acerca al activísimo poético. Un activismo encaminado a acercar la poesía a ras de suelo, y desarraigarla de los circuitos más (digamos) clasistas o más bien de los círculos cerrados, que por desgracia aún imperan en el mundo y quehacer poético.

Autor del poemario Un revólver de seis latidos, publicado en Platero Editorial. Tiene más de cincuenta poemas en otras tantas Antologías Poéticas.

Colaborador habitual en más de una docena de revistas.

Creador y conductor del programa de radio Libros  Navegables en APQ  Radio.

Creador del I Memorial  de Poesía Ana de Valle 2021.

Creador del micro abierto de Poesía Jueves En Verso.

Finalista del PoetrySlam de Avilés 2021. La final tendrá lugar el 29 de abril del 2022.

Da charlas, conferencias de poesía en colegios e institutos.

Creador de La Ruta Poética, Poetas Avilesinas.

Participa en la creación Vidami. Música, palabra, danza y pintura.

RP: Buenos tardes Javier, si tuvieras que definir la poesía ¿Cómo lo harías?

JV: Buenas tardes, gracias por la invitación. No puedo definirla, aún estoy intentando saber que es la poesía. Grandes poetas han intentado definirla,  Antonio Machado,  Lorca,  Pessoa…. Creo que  no es tan necesario saber qué es como para qué sirve.

RP: ¿Cuándo te acercaste a ella por primera vez?

JV: En el colegio, cuando mi maestro de Lengua y Literatura, Primitivo, puso en mis manos una Antología Poética de Antonio Machado. Qué lejos y que cerca quedan aquellos doce años…

RP: ¿Crees que hemos perdido como autores o como valedores de la poesía una inocencia que afecta a que no sea valorada como se merece? ¿Cómo ves la realidad poética que nos rodea?

JV: Hay demasiadas personas que se llaman así mismo poetas, nos sentamos en el sillón de nuestra casa creyendo haber escrito el verso perfecto, nos falta poesía. Nos falta humildad, nos sobra ego.  Personalmente conozco a muy pocos poetas. Quizás porque no hemos entendido que detrás de cada poesía hay un embuste.

RP: Participas en multitud de proyectos eres un activista de la palabra como mencionaba al principio de esta entrevista. ¿Hemos olvidado el motor reivindicativo y comunicativo que tiene?

JV: Sin duda, debemos sacar la poesía de salones adulterados, desvestirla de sus ropajes ambiguos y encorsetados, tenemos que dejar que la poesía baile desnuda sobre las calles que pisamos a diario, la poesía nació para doblegar conciencias independientemente de donde se recite, de donde se escriba…

RP: Afirmas que tienes alma machadiana, ¿Qué valor le otorgas en el poeta que llevas, que amas, siente y desarrolla su labor; la figura de Antonio Machado?

JV: Soy un ateo agnóstico plenamente convencido de esta religión. Cuando mi maestro puso la Antología Poética de Antonio Machado en mis manos, me dijo…Javier vas a leer a un Dios.

En el fondo soy un mero creyente. Y sigo creyendo en Machado, en la sencillez de vivir, en la sencillez de seguir luchando…he venido a pelear, no a ganar la pelea…

RP: ¿Otros autores que te hayan marcado?

JV: Infinidad… Gabriela Mistral, Pessoa, Ángel González, Carlos Bousoño, Olvido García Valdés, León Felipe….

RP: ¿Cómo te enfrentas al texto poético? ¿Qué es aquello que te motiva más al escribir?

JV: Mi única intención al escribir es lograr detener el tiempo, busco siempre la otra sentimentalidad,…y me enfrento a ese texto de la misma manera que  camino, siempre mirando hacia adelante…no sé mirar hacia atrás…

RP: En tu primer libro (Un revólver de seis latidos, publicado en Platero Editorial), has unido la poesía y el Jazz, dos conceptos que han sido utilizados por muchos escritores a lo largo de la historia, pero en la actualidad no es muy común encontrar de nuevo. Además unes ambos conceptos,  formando un universo conjunto y embriagador dotándolo de dinamismo, de historias en la noche, de recordar el cine clásico (que a mí me encanta)… ¿Cómo surgió la idea de formar este universo humeante, sórdido a veces y embriagador?

JV:  La idea llevaba tiempo en mi cabeza, quería maridar, palabra, jazz, cine negro , hacer un homenaje a la película El Halcón Maltés, quería escribir una historia sencilla que no fuera tan sencilla, hablar de amor y de libertad, nada mejor que la noche, que las adicciones personales,  ese jazz que nos rompe por dentro, en si nada mejor que hablar de lo que uno entiende por vida, por vivir.

RP: ¿Qué proyectos tienes en mente ahora que parece que volvemos a la normalidad tras el COVID?

JV: Llevar la poesía a los centros educativos, incentivar a los adolescentes a que lean, a que crezcan a través de los libros, a que lean para ser libres….

Y seguir llenando Avilés de versos, rescatar a poetas del cajón del olvido, seguir aprendiendo…

RP: Para terminar queremos agradecerte tu disposición para asomarte a Proverso y te dejamos este espacio para cerrar, para que puedas dirigirte a nuestros lectores y quieras apuntar algo…

JV: Darte las gracias por tu compromiso. Lo mejor de caminar por este viaje llamado poesía es ir encontrando gente que merece mucho la pena, tú Isa eres un claro ejemplo de ello.

Y por favor, vivan, sientan. Vivan en libertad. Vivan sin miedo. Y lean, lean, y vuelvan a leer.

Muchas gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.